Listado de especies

Volver al listado

Pyrus spinosa

Peral de monte

Peral de monte (cast.); perelloner, perera borda (cat.); madari-latxa (eusk.); pereira silvestre (port.); almond-leaved pear (ing.).

Autóctona

¿SABÍAS QUE…? Antiguamente era denominado Pyrus amygdaliformis, por la semejanza de sus hojas con las del almendro, al que también se llamaba Amygdalus communis.

DESCRIPCIÓN

Arbusto o arbolito espinoso de corteza grisácea que puede alcanzar los 6 m. Se caracteriza por sus hojas alargadas, de lámina más del doble de larga que de ancha, de 0,3-5 por 1,9 (2,1) cm. Son caducas, simples, alternas (este carácter se observa mejor en la parte intermedia de las ramas, pues en los extremos aparecen muy juntas), de margen dentado o a veces casi entero. Cuando son jóvenes están cubiertas de pelos blanquecinos abundantes, al igual que las ramillas y yemas invernales, pero al hacerse adultas se quedan casi lampiñas. Las peras son globosas y tienen un rabillo muy grueso.

ECOLOGÍA

Especie propia de vaguadas o laderas de montañas bajas, que vive en setos, orlas espinosas y como acompañante de encinares y alcornocales, desde el nivel del mar hasta unos 1100 m.

DISTRIBUCIÓN

Crece en el sur de Europa, desde el noreste de la Península Ibérica en las cordilleras costeras catalanas, hasta la Península Balcánica y oeste de Anatolia.

MÁS INFORMACIÓN

Pyrus y pirus eran los nombres que le daban los romanos a los perales, derivados de una antigua lengua mediterránea o de la voz celta pir. El epíteto spinosa indica la abundancia de ramas terminadas en punta espinosa.